Te has suscrito correctamente a Silvia Montes Montañez
¡Excelente! A continuación, complete el pago para obtener acceso completo a Silvia Montes Montañez.
¡Bienvenido! Has iniciado sesión correctamente.
¡Éxito! Su cuenta está completamente activada, ahora tiene acceso a todo el contenido.
¡Éxito! Tu información de facturación está actualizada.
Error al actualizar la información de facturación.

Exhibido

Con una producción pulcra y puntual se retomaron fragmentos de discursos del senador y se ridiculiza su larga trayectoria de más de 40 años.

Silvia Montes
Silvia Montes

IMPOSIBLE limitar a una mera pieza periodística la que presentó el muy agudo Chumel Torres en su programa "Pulso de la República" que considero como una reacción tanto a las posturas de Ricardo Monreal como a su discurso en el evento morenista efectuado en Francisco I Madero, Coahuila.

NO RELACIONAR el extenso comentario sería ingenuo. Por supuesto que la presencia y los planteamientos de nuestro paisano en el mitin iba a ser motivo del fuego amigo que en las altas esferas del poder se practica con la precisión extraordinaria que se mostró en esta ocasión.

EL CONTENIDO del material periodístico que circuló por redes sociales con una amplia proyección tratándose de un comunicador muy bien posicionado y muy talentoso, muestra una a una las debilidades del doctor, los momentos críticos de su trayectoria y, obviamente, un fragmento de su reciente discurso.

DEL ESPLÉNDIDO trabajo elaborado con extraordinario rigor sólo puedo decir que se trata de una sucesión de eventos conocidos y difundidos en distintos momentos colocando a Ricardo Monreal en el ojo del huracán invadiendo la esfera de lo privado y exhibiendo actos que han afectado su trayectoria.

COMPENDIO excelente el que observé y en el cual se enfatiza la eventualidad de acciones que acusan corrupción al retomar datos sobre la posesión de cantidades de dinero en manos de colaboradores de Ricardo cuando fue titular en la Delegación Cuauhtémoc.

DE CHUMEL TORRES pienso que se trata de un tipo inteligente y muy agudo que naturalmente abordará temas que le signifiquen la oportunidad de desplegar sus dotes y exhibir situaciones interesantes de la vida política nacional, de modo que el caso Ricardo llenaba su propia expectativa y no podía dejarlo ir.

CON UNA producción pulcra y puntual se retomaron fragmentos de discursos del senador y se ridiculiza su larga trayectoria de más de 40 años ininterrumpidos en la vida política de este país y los altibajos que ha vivido en Morena donde ha sido permanentemente atacado.

GUERRA SUCIA la que advertí en este material que si bien, insisto, corresponde a la realidad y por lo tanto es totalmente viable como exposición periodística, si evidencia la interferencia de personajes interesados en frustrar las pretensiones de Ricardo, lo cual al final de cuentas muestra que es un tipo con el suficiente peso para motivar ataques como este.

DESPUÉS de su participación en Coahuila intercambié opiniones con gente seria que observa y que tiene experiencia en la política y escuché comentarios coincidentes en el sentido de que el discurso de Monreal seguramente habría molestado y sería muy interesante observar las repercusiones.

DEL EVENTO al que asistió Ricardo tendrían que desprenderse reacciones y las mediáticas son fundamentales. Yo esperaba, como dije en su momento, que los columnistas importantes retomaran sus pronunciamientos y no ocurrió. Lo que veo en todo caso es este golpe del comunicador muy distinto a la generalidad.

EN COAHUILA el aspirante a la Presidencia de la República habló con fuerza y claridad. En el manejo de Chumel Torres se acentúan sus declaraciones sobre su permanencia en Morena condicionada al límite de una dignidad que se cuestiona severa y muy irónicamente. Pienso que Ricardo puede con esto y con más.

Opinión